“El movimiento se demuestra andando”

He abierto, casi por casualidad, este blog en el navegador. Dejando de lado el detalle del diseño horrible (horrible por típico, por no haberlo cambiado nunca), he visto algo que me ha dejado helado: “última entrada: septiembre de 2009”.

¿Un año y medio sin escribir nada? ¡No puede ser!

Pero la verdad es que sí puede ser: me he dedicado a otras cosas y, para un espacio más o menos anárquico que me permito en internet… se me ha ido de las manos y ha quedado casi abandonado.

Por eso, he decidido hacer propósito de enmienda y, cuando pueda, ir añadiendo entradas. No programadas, ni sobre una temática estable… simplemente, más regular frecuente que hasta ahora.

Aprovechar los ratos libres u horas muertas y echar unas líneas, para gastar baterías del portátil, retina y huellas dactilares. Donde me pille: en casa, en el tren, en clase (como ahora)… El caso es ir escribiendo.

Como dice la frase que titula el artículo, de Diógenes el cínico: “el movimiento se demuestra andando“. Y a escribir, se aprende escribiendo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s